La Comisión Estatal de Derechos Humanos de Jalisco(CEDHJ) investiga las omisiones en las que habrían incurrido servidores públicos en la investigación del caso del  jugador  Joao Maleck , luego de provocar el accidente que cobró la vida de una pareja de recién casados, en el municipio de Zapopan.

El cuarto visitador de la CEDH, Javier Perlasca anunció que el organismo ya abrió una queja formal por el caso y  exigió que paramédicos, doctores, enfermeras, policías municipales, agentes investigadores, ministerios públicos y demás funcionarios de la Fiscalía del Estado, presenten informes y justifiquen cada toma de decisión.

Detalló que las peticiones hechas a las autoridades que intervinieron en el asunto son con la finalidad de documentar, investigar y deslindar responsabilidades en cada uno de los servidores públicos.

Otorga perdón una de las víctimas indirectas

En este hecho, son cuatro las familias afectadas, tras el accidente que protagonizó Maleck: La madre de María Fernanda Peña Álvarez; la familia de Alejandro; Maribel, madre de una menor de siete años y otra mujer más que tiene un adolescente de 14 años, también hijo de Alejandro.

Durante la audiencia del pasado 28 de junio, solo se dio cuenta, que la madre de la niña otorgó el perdón legal y firmó el acuerdo reparatorio con el imputado.

De acuerdo con cuarto Visitador General, el menor de 14 años, también, debe ser incluido independientemente de que su madre haya decidido no exigir la reparación del daño porque nada le devolverá a su hijo la posibilidad de ver a su padre.

Manifestó que el juez Segundo de Control y Oralidad del Estado de Jalisco, Juan José Rodríguez Velarde, debió llamar a la señora.

“Si la autoridad tenía el conocimiento de la existencia de estas personas, entonces tenía el deber de llamarlos, porque la Constitución en el artículo 20, inciso C nos establece el derecho de las víctimas a la justicia, conocer la verdad de lo que pasó y a la reparación integral del daño. Y se les debe buscar para ese efecto”, señaló